Plagios en el rock

Por Zuzurro

Recientemente la revista Noisey realiza un listado de varias bandas que han generado plagio a diestra y siniestra pero que no han terminado en juicio, simplemente ahí están las canciones tal vez sin ser descubiertas o no le han dado importancia sus autores. Sabemos que el mundo de la música mueve mucha plata y que un cinco más no cae nada mal, más si te están robando una idea, que tal vez te robaste de otro lado, pero que es tuya.

Nosotros decidimos ir a buscar esas demandas donde sí hubo plata de por medio y que dan ganas de decir “¿Qué carajos estaban pensando?”

Vainilla para la Reina

Vanilla Ice fue llevado a juicio pues en su canción “Ice Ice Baby” la intro utiliza una melodía muy fácil de reconocer,  nada más y nada menos que la famosa “Under Pressure” de Queen. Se dice que Brian May (guitarrista de Queen) se fue de espalda al escucharla en una discoteca. No tardó mucho para que le llegara la demanda a Vanilla Ice, el cual se defendió diciendo que no era plagio porque puso una nota de más. Obviamente la Reina del Rock ganó el juicio y al cantante de hip hop no le quedó otra que pagar una suma que hasta el día de hoy se desconoce. Para mala suerte de Vanilla Ice años después se reeditó la canción y no dio crédito al autor de la canción Wild Cherry y por eso tuvo que pagar un millón de dólares. Después de eso su carrera se fue de pique.

 

Manzanero y una pesadilla en bolero.

Un caso rarísimo es el de Armando Manzanero y el clásico “Somos novios”, esa bella canción que más de uno ha lanzado en serenata y que al final resultó siendo “un plagio” a pesar de ser original de Manzanero. Sí, no me equivoqué redactando: Manzanero tuvo que pagar por una canción que el mismo escribió. La cosa fue así, un tal Sid Wayne plagió la canción con toda la tranquilidad del mundo, le cambió de nombre a “It’s Impossible” y después fue a inscribirla a Estados Unidos como creación propia. Manzanero tuvo que darle a Wayne toda las ganancias de la canción. Como si fuera poco, la canción en su versión en inglés estuvo nominada al Oscar. Tiempo después se le dio el reconocimiento a Manzanero sobre la canción.

 

 

Una demanda agridulce

Una canción con majestuosidad para ser declarada todo un himno de una generación terminó en juicio. Una demanda que involucró a las Satánicas Majestades del Rock, The Rolling Stones. Hablamos de “Bittersweet Symphony” que tiene una letra original de Richard Ashcroft, integrante de The Verve, sin embargo la disquera ABCKO Records, quien tenía derechos de algunas canciones de the Rolling Stones en los 60s fue quien impuso la demanda pues consideraban que plagiaron la canción “The Last Time” que era una composición entre Jagger, Richards y Andrew Oldham Orchestra. Como quien dice, a los Stones ni les había pasado por la cabeza que algo de su autoría estaba en juego. Lo interesante del caso que que The Verve sí había pedido los permisos para utilizar un sampleo de la canción, sin embargo ABCKO manifestó que se les fue la mano. Al final un juez decidió darle los créditos de la canción a Jagger, Richards y Oldham. A The Verve no le quedó más que darles las regalías de la canción que los hizo saltar a la fama internacional.

 

Hasta al mejor Thom Yorke se le cae el zapote

Radiohead es una banda amada por la crítica y por el público en general posicionándola en los primero lugares por su originalidad. Pero parece que no todo ha sido 100% original, pues a Thom Yorke no le quedó otra que admitir que plagió algunas melodías de la canción “The Air I Breath” de The Hollies cuando compuso su clásico “Creep”. Es por esa razón que se tuvo que incluir en los créditos al vocalista de la banda Albert Hammond y darle parte de las regalías de la canción. Tal vez es por eso que la banda duró varios años de no tocarla en vivo.

 

El día que Kurt Cobain dijo “Sí, te robé tu idea”

Este es otro caso curioso, pues aunque dijimos que íbamos a hablar de casos que fueron a juicio, este debíamos mencionarlo. La banda Killing Joke declara que Nirvana le robó un riff que utilizaron en la canción “Come As You Are”. Lo interesante del caso es que Cobain le dijo al líder de la banda “Sí, te robé tu idea” y eso fue suficiente para Killing Joke. Al parecer solo buscaban el reconocimiento de la banda. No hubo demanda, se hicieron amigos y todas las regalías son de Nirvana, bueno y de Courtney.

 

Dos grandes en demanda

Imaginen una banda como The Doors siendo demandados por The Kinks, pues hoy sería un escándalo que superaría a cualquier pedo de las Kardashian. Según quedó dictado en juicio la canción “Hello, I Love You” de The Doors tiene muchas similitudes con la canción “All day and All of the Night” de The Kinks. El juez (que suponemos tenía buen oído) dijo que la estructura y las guitarras habían sido plagiadas. The Doors tuvo que darle a The Kinks las regalías de la canción, lo cual suponemos les alcanzó para vivir como reyes…jajaja Kinks, Reyes, Kin… ok…

Bueno, pronto volvemos con más notas musicales, plagios, robos, demandas. Esto será más emocionante que Investigation Discovery.

 

¿Conocen otros plagios musicales?

Entradas recientes

Categorías

Lo ultimo de nuestro canal

Plagios en el rock

0